POR UN PLATO DE ARVEJAS

Están listos para cosechar los primeros guisantes en apenas sesenta días.
No se parecen  a las variedades brillantes, planas y caras  que adornan  los comercios del ramo.

Las arvejas pueden consumirse crudas o con apenas un hervor,  solas o compuestas, a la manera canaria,  en ensalada o estofadas con alcachofas y espárragos… pongamos por caso.

Entra en escena como protagonista indiscutible esta leguminosa para una comida frugal y sencilla, pero delicadamente sensual. Nada de acompañamientos ni procesados que oculten y distraigan la textura, el sabor de un fruto  -hace un instante tan intimo- que se presenta crugiente y se despide sedoso. Acaso una cebolla caramelizada para que pueda el tenedor cargar algo mas.

Es suficiente, para empezar, abrir una tras otra todas las vainas escogidas de entre las más llenas  e introducir el dedo índice para sacar los botones alineados, gordezuelos, limpios. Tienen estos estuches verdes apretadas canicas que estallan suaves en la boca, con el nivel justo de acidez.

Es uno de esos productos hortelanos de absoluta temporalidad, que se consumen frescos unos días al año, como los higos o la ciruela Claudia y no hay que perder la oportunidad de cultivarlo.

Para la siguiente tanda sopa o humus.

Sorprenden estos frutos  frescos y no defraudan porque no hay vaina vana, pero no dejaré de recoger  para otra ocasión algunas flores, esta vez sí, para acompañar y condimentar alguna ensalada.

Quedan al menos otras dos pasadas -y el escote para recuperar semilla-  entre las mejores matas.

Parece que he conseguido no desvariar sobre  aquel cuento de todos conocido sobre un guisante y  la hipersensibilidad femenina, ni incordiar con el recuerdo del señor de los guisantes y sus genes.
Pero callo, que está todo listo ya… Ha llegado el momento.

Salud.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a POR UN PLATO DE ARVEJAS

  1. Viña Lagar dijo:

    Tortilla de guisantes, plato típico reconocido de Dalias, junto con el choto al ajillo …
    Claro que cada cocinero/a le da un punto diferente pero todas impresionantes

Puedes dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s