Y AHORA ¿QUIÉN LIMPIA TODO ESTO?

image

Un buen puñado de años ha permanecido sin podar el viejo olivo de La Sagra toledana.  A pesar de las pudriciones en algunas zonas de las zancas su aspecto es vigoroso. Un olivo no se merece quedar como  simple árbol de sombra o decorativo.
Después de cargar con una cantidad considerable de biomasa en forma de hojarasca entre cetrina y plateada, necesitaba una cuidadosa poda regenerativa.  Algunas ramas ahiladas habían llevado la copa a mas de cinco metros de altitud; las  aceitunas que aún da en cantidad no se podían recolectar y otros brazos amenazaban la cubierta de la casa cercana.

Es un poco pronto. La poda se realiza en torno a febrero cuando se ha recogido el fruto y el árbol sigue en su letargo. Pero tengo la idea quizá peregrina de que no le va a perjudicar si no llegan a helarse las heridas en las ramas.
La motosierra, con cadena nueva,  corta limpiamente una madera ya, densa y  aromática. Queda el ramaje tendido ocultando el pie poblado de musgos limpios y brillantes. Quedan otros dos olivos en torno a la casa por arreglar. Pero y ahora ¿quien recoge todo esto?

Lo mas ingrato y enredado es deshacerse de toda esta copa tirada en el suelo.   Será por tiempo…
Aquí se aprovecha todo. La madera de olivo es excelente para quemar en la estufa y van a salir unos cientos de kilos. La hojarasca puede transformarse en un excelente biochar.

Oliva es el fruto y el árbol también; y el campesino  la nombra olivo indistintamente, tan intima y poéticamente como lo hacen los marineros con la mar y las gentes de tierra adentro con el mar. Las olivas por  olivares… Mar ordenado,  bosque  rectilineo de olivos en Andalucía Occidental…

El poder evocador del arbol es proverbial.

Hoy sé que los quebrados son olivos
cercados en el área de la escuela.
Hoy sé que llevan remo y blanca vela
los amados balandros adjetivos.

De Evocación José Hierro.
image

Foto de Juan Aballe. en Country fiction

Salud.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Una casa en La Sagra. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Y AHORA ¿QUIÉN LIMPIA TODO ESTO?

  1. VIÑA LAGAR dijo:

    Demasiado severa la poda, aunque no se secará. Deberías haber dejado todas las ramitas pequeñas que salían de los brazos que has dejado, te hubiesen dado algo de aceituna el año próximo, hubiesen protegido la corteza de los rayos del sol y mantenido la actividad vegetativa. Con los cortes grandes hubiese bastado. Pienso.

    • Paracelso dijo:

      Pero si es que no tenia ni una triste ramita… Todos los brazos estaban pelados o con ramas secas. Cada brazo era como un pequeño árbol. Hace por lo menos veinte años que no se tocaba. Lo va a pasar mal, pero creo que tiene aun fuerza. Seguro que me sobrevive.
      He pensado que en unos años sobre lo que brote sacar ramas nuevas sin peligro de que levante las tejas de la casa. Aun me queda otro que esta mas alto pero efectivamente tiene mas ramaje por abajo y creo que podre afinar y que produzca algo. Gracias maestro.

Puedes dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s